Malahide

Malahide

Malahide es un pequeño pueblo con aire de lugar de vacaciones para gente adinerada situado al norte de Dublín. Muy recomendable para pasear cerca del mar o, simplemente, para tomar un café o comer en sus muchos cafés y restaurantes con aire tranquilo y buena comida.

Los lugares de interés del pueblo están divididos por la línea del DART. Al oeste, más cerca del mar, está el pueblo, con tiendas y restaurantes muy agradables y, ya junto al mar, un puerto deportivo con un pequeño paseo marítimo. Una zona, sobre todo, para pasear y conocer el ambiente de un pequeño pueblo costero irlandés, aunque un poco echado a perder por la influencia de la cercana Dublín. Es también popular la pequeña playa de Velvet Strand.

Entre todos los pequeños cafés y restaurantes de Malahide destaco el encantador Café Provence, con buena comida, bonita decoración, personal amable y precio ajustado. A veces es difícil encontrar mesa los fines de semana, pero la espera merece la pena.

El Castillo de Malahide

Por su parte, al este está un enorme parque que se extiende alrededor de un castillo. Al parque se puede entrar gratis, pero el castillo requiere la compra de una entrada. El Castillo de Malahide fue construido por la familia inglesa de los Talbot, que habitó en él hsta 1975. Su construcción data del siglo XII y tuvo un papel importante en la historia medieval de Irlanda.

Malahide Castle

Si se va con niños, les puede gustar mucho entrar a la exposición de la maqueta de la red irlandesa de ferrocarriles que está en el castillo.

A Malahide se puede llegar en tren con la línea del DART o algunos trenes regionales de media distancia que hacen parada allí, todos pasar por la estación de Connolly, o también con la línea 42 de los autobuses urbanos de Dublín, que salen del centro de la ciudad.

Anterior: HowthSiguiente: Dalkey y Sandycove

Artículos más recientes

Glendalough

Glendalough: El Valle de los Lagos

Glendalough es uno de los parajes naturales más bellos que podemos disfrutar a pocos kilómetros de Dublín. Enclavado en las colinas del condado de Wicklow, nos ofrece dos lagos impresionantes y los restos del monasterio que fundó San Kevin a finales del siglo V.

Dart Dublin

El DART: Tren de cercanías y turístico en Dublín

El DART es el principal tren de cercanías de Dublín. No obstante, es un tren con un importante atractivo turístico, ya que conecta la capital irlandesa con algunas de las localidades más habituales para hacer excursiones de un día. Así funciona la línea de tren más popular del área de Dublín.

Moher Cliffs

Acantilados de Moher

Aunque algo alejados de Dublín, los Acantilados de Moher son uno de los paisajes naturales más impresionantes de Irlanda. Podemos aprovechar nuestra visita a la isla para acercarnos a ellos en uno o dos días.